viernes, febrero 08, 2008

LA VIDA ES MAS QUE RUINAS

Amigo mío, la vida, la tuya y la mía, no es un camino olvidado, que el tiempo cubre de hojasrasca.

Ni tampoco senda que se pierde entre ruinas.

La vida es una aventura, una respuesta de amor.

Las ruinas ocultan un hermoso jardín.

Es preciso descubrirlo. Llegar a él.

Son necesarios ojos de niño ilusionado, cargados de confianza. Y corazón que se sabe amado.

Padre y muy Padre es nuestro Dios. Jamás abandona a sus hijos.


(Foto: Caminante)

28 comentarios:

Gata Verde dijo...

Viva la vida!!!!

Boa semana

Roberto dijo...

Gracias por recordar verdades tan fundamentales. saludos.

joaquim dijo...

Caro Caminante

Pareceu-me ver no fundo da imagem um guarda-chuva!

Aumentei a imagem e realmente lá estava ele!!!

Lembrei-me então que para viver a vida na sua plenitude é preciso fechar o guarda-chuva com que nos pensamos proteger e deixar que a água do Alto encharque as nossas existências...

Abraço em Cristo

icue dijo...

Padre y muy Padre es nuestro Dios, que jamás abandona a sus hijos.
Que verdad más grande, eso ayuda a andar por la vida.
Saludos

haciendo camino dijo...

Estimado Caminante nunca dejas de sorprenderme con tus post llenos de sabidur�a.
La verdad es que este es estupendo, en estas l�neas tan sencillas dices tanto y tan cierto.
Lo que pasa es que el hombre por momentos se afana por buscar en lo grande, mientras que como tu dices el verdadero Amor esta escondido en lo peque�o.
Que bueno saber que nuestro Padre nunca nos abandona!!!! Procuremos no olvidarnos nosotros de El.
Un abrazo querido Caminante .

Guillermo dijo...

Caminante, llegué aquí a través de Trapero, no sé, me encanta. Rezo cada día para que Dios me conserve ojos de niño, para que no se marchiten las miradas infantiles, para que no se pierda la esperanza en un encontronazo, para seguir siendo, sencillamente humanos.
Gracias.

Roberto dijo...

Caminante te he premiado con uno de esos galardones que estimulan los blog. Espero que entres a mi blog y puedas leer los detalles. Saludos.

Maria João dijo...

Mas para termos o castelo maravilhoso, precisamos de cada uma dessas ruínas.

beijos em Cristo

Sei que existes dijo...

"La vida es una aventura, una respuesta de amor." Concordo com esta definição.
Beijocas grandes

Ljudmila dijo...

Caminante, preciosa entrada. "ojos de niño ilusionado"....que bonito se oye, y es verdad cuanta confianza, tambien esperanza, encierra. Gracias por tus palabras.

utopia dijo...

Querido caminante. Aun sigo en el camino, también por la senda de la realidad. No dejaré de escribir, como tampoco de visitar tu página. Ahora toca trabajar duro en el mundo que me rodea para poner mi granito de arena en el Reino de Dios. Gracias por tu ánimo.

Caminodelsur dijo...

Que falta me hacía leer algo así gracias caminante.

M. Pilar O.

Tanhäuser dijo...

Edificante como siempre, querido amigo.
Un abrazo

caminante dijo...

Roberto, necesitamos un baño de sentido común. Es tiempo de recordar lo obvio. Gracias.
Un fortísimo abrazo.

caminante dijo...

Joaquím, que Dios te conserve la vista. Ni cuando hice la fotografía había reparado.
De acuerdo contigo. Es preciso cerrar paraguas, abrir puertas, iluminar noches...
Gracias por tu comentario tan cargado de sentido.
Un fortísimo abrazo.

caminante dijo...

Icue, pensar, repensar, dejarnos empapar por esta Verdad: Dios es mi padre.
Y nuestra vida, la tuya y la mía caminarán hacia la Plenitud.
Un fortísimo abrazo.

caminante dijo...

Haciendo camino, sé lo que piensas. Han sido días, no de sequía, sino de otros caminos. Silencio que espero sea fecundo, como lo es la primavera después del largo invierno.
Un fortísimo abrazo.

caminante dijo...

Guillermo, cada uno de nosotros somos, hemos de ser mediadores. Trapero lo es y mucho.
No dejes de volver. Y merece la pena, tú lo dices muy bien, conservar mirada de niño. El mundo, con su mirar, es distinto.
Te contaría, si no fuese muy largo, un hermoso cuento de una niña que, para consolar a un pobre enfermo, narraba lo que veía a través de la ventana. Alguien, por envidia, mató esa mirada.
Un fortísimo abrazo.

caminante dijo...

Roberto, gracias y pido perdón. Como ves, poco tiempo tengo. Y no puedo, por lo mismo, jzgar.
Mi mejor gratitud y un fortísimo abrazo.

caminante dijo...

María Joâo, de acuerdo. También las ruinas forman parte de nuestra vida. Son los contrastes -claros y oscuros, luz y sombra- lo que da belleza al cuadro.
Un fortísimo abrazo.

caminante dijo...

Sei que existes, doblemente de acuerdo. Nada debo añadir.
Un fortísimo abrazo.

caminante dijo...

Ljuzmila, el mundo necesita recobrar la mirada inocente, cargada de ilusión de los niños. ¿Recuerdas "Matar a un ruiseñor? Te lo recomiendo.
Un fortísimo abrazo.

caminante dijo...

Utopía, hay prioridades. Y las tuyas son muy importantes. Sólo pretendía pedirte, si puedo, que no apagues una luz, aunque sea o parezca pequeña. No lo es. Espero seguir contando con tus pasos en mi camino.
Y el lunes...
Un fortísimo abrazo.

caminante dijo...

Caminodelsur,acepto tu cumplido. Sé que es sincero. Debo decirte que -lo único mío- es trasladar las ideas a este Blog. No sé si es mucho o poco. Es lo que se hacer.
Un fortísimo abrazo.

caminante dijo...

Tanhäuser, gracias por tus palabras. Son ellas las que animan a seguir, a continuar el camino.
Un fortísimo abrazo.

caminante dijo...

gataverde, por tercera vez -y no sé cómo sucede- escribo un comentario para tí.
Espero que esta vez sea la buena.
Y agradezco tus palabras y tus pasos en mi camino.
Un fortísimo abrazo..

Ana Prado dijo...

Uma vez mais amigo, ao teu encontro. E uma vez mais ao encontro da sapiência das palavras que nos ofereces.
Obrigada

caminante dijo...

ana parado, gracias.
La "sabiduría" es un don de lo alto. Por ello se descubre más allá de lo que escribo. No es mérito personal alguno. Y quienes tiene alma de niño -como tú- la descubren. El mérito es tuyo.
Un fortísimo abrazo.