martes, abril 25, 2006

COMO SIN QUERER

Los cuarenta no son una tragedia. Son veinte más veinte. Juventud redoblada. Quiero hacer un homenaje a mis amigos cuarentones. No pondré sus nombres. Podría hacerlo. Prefiero que pongas el tuyo. Por si, llegado a la cuarentena, te anima y te empuja a vivir.
"Como sin querer... el tiempo fue ganándote la batalla, como ganan la guerra las olas en el acantilado. Tozudamente. sin descanso, ola a ola.
Como sin querer... el tiempo limó las asperezas -pocas- de tus ímpetus juveniles, como la mar lima las aristas de las rocas.
Como sin querer... el tiempo te enseñó la paciencia, arrancada, lanzamiento a lanzamiento, del arte difícil de la pesca. También la vida requiere de paciencia. Los peces no se rinden a la primera.
Como sin querer...
Pero has llegado a los cuarenta. Aunque lo tuyo no son los "cuarenta", sino los clásicos.
Amigo, nunca fue tuya la "movida", sino el reposo. Tu paso pausado guarda el murmullo del manso romper de las olas en la playa.
Pero, a diferencia de la mar, duerme dentro de tí, bien domeñada, la fuerza de la tempestad.
Lo tuyo, amigo mío, es surcar la vida sin ruido pero con eficacia. Como los veleros, a velas desplegadas, dejando estela.
Como sin querer...pero has llegado.
Como llega el marinero a puerto tras la tempestad calmada. Como llega la frágil gamela, pero segura.
Como sin querer... mas, en la bitácora de tu vida, la rosa de los vientos guarda nuevos, desconocidos rumbos que la aguja náutica irá descubriendo. Rumbos que acarician la voluntad divina, no siempre acorde con el querer del capitán.
Amigo mío, empuña, recio, el timón. Corren malos vientos, marinero. Hay tempestad. Aguanta.
Como sin querer... a los cuarenta has llegado. La dotación veterana, y cuarentona, te da da bienvenida, te acoge a bordo y te canta: Marinero, el hermano que es ayudado por el hermano, tiene siempre propicio el viento. Mantiene, seguro, el rumbo. Arriba al puerto soñado.
Como sin querer... a los cuarenta has llegado.
¡¡¡¡FELICIDADES!!!

24 comentarios:

caminante dijo...

A los que dejan sus huellas en el Camino debo decirles que, en el Post anterior -¿Quieres cambiar el mundo?-, dejé algunas contestaciones: Lobo, Lety, Navegante... y otros más.
Un fortísimo abrazo a todos. Y gracias, muchas gracias.

fgiucich dijo...

Gracias por tu respuesta en el post anterior. Abrazos.

El Navegante dijo...

Tú convocabas alos marineros.
Tí invocabas a los cuarentones ??
Pues sí, joer, aquí está uno, marinero de pura cepa, y más que viejo lobo de mar, me agrada más autocalificarme como piloto de tormentas.
Esas que como tú bien dices tan aceretadamente, requieren firmeza en las muñecas, rigidez en las manos al aferrarse al timón, para sacar el barco hasta el punto que sólo hay que acariciar su instrumento y de mando.
No vengo cnasado no lllorando , sabes, "se hace camino al andar" al decir del poeta,y creo que lo más importante no es llenarse de vanaglorias autosuficientes, eg{olatras, para regodearse de lso éxcitos obtenidos y de lo bine que me veo a esta edad, sino jsutamtne lo contraior, atesorar los errores y fracasos , que muchos no saben admitir, no desean verlos, pues sólo a través de ellos , lograremos ser , a pesar de los cuarenta, mejores personas para nosotros mismos y para quienes no rodean.
Enga, que la vida aún tiene mucho para recorrer,y aquí estamos , de paso , viostándote, en ese rumbo.
Gracias por la convocatoria caminante.
Un fuete abrazo para ti, y el resot de los muchachos.
fernando , el Navegante de mares, ríos y sueños... Buenos Aires Argentina.

A Sonhadora dijo...

Olá Caminante...
Claro que houve e há mtas pessoas que se preocupam com os povos, graças a Deus, mas sabes também que há mtos...que não querem saber mesmo nada do mal que vai pelas terras dos outros....e até os invadem e criam verdadeiros exterminios...
estas palavras de Indios, são para esses, não para os de BOA VONTADE, que graças a DEUS ainda os há...e bastantes.
Um bzummmzummmm da abelhinha

aquilária dijo...

belo texto, caminante!
(já consegues aceder à ínsua?)

um abraço

caminante dijo...

Muchas gracias, Aquilaria. Tus palabras me llenan siempre de fortaleza y me ayudan a caminar.
Sigo sin poder acceder a tu página, lo que me entristece y mucho. Se abre una ventana. Ejecuto la orden que da y me manda fuera.
Un fortísimo abrazo.

caminante dijo...

Caro Lobo: sé que merodeas por mi Camino. Te presiento. He ido a tu gaurida y no permites contestación. Lo siento. Me hubiese gustado decirte algo -a lo mejor me hubiese equivocado- sobre la partida de Ajedrez. No me dejas, ¡¡¡qué pena!!!
Me recuerda la partida que juegan el Caballero y la Muerte en "El séptimo sello".
Apuntas un dato interesantísimo, supongo que pensado: el jugador, ejerciendo su libertad, desprecia la Misericordia y prefiere el Infierno. Y Dios, a pesar del jaque mate, respeta la libertad. Y le desgarra el alma la elección del jugador. Forma parte del sufrimiento en la Cruz. Es cuestión de AMOR.
Lobo, no apagues la Luz.
Un fortísimo abrazo.

CVJ dijo...

Obrigado por estas belas palavras para os quarentões. Todas as idades são belas para se viver e todas podem ser más. Mas então o problema não é da idade é de nós.
Belo texto e profundo espaço.
Vou linkar-te.
Força

Lety dijo...

Querido Caminante, conmigo te has quedado corto, pero no en lo que dices, sino en la edad, yo estoy próxima a cumplir los cincuenta y ocho, pero me siento así, aunque hay veces, en que añoro algunos años de mi vida en los que hice de Dios mi centro. Ahora, no lo he dejado de lado por supuesto, trato de llevarlo donde voy, pero ya no estoy atenta siempre a Su Voz, permito que los ruidos de la vida me distraigan y en esto soy malagradecida ¿sabes por qué? precisamente por lo que dices, porque a partir de mis cincuenta, El me ha regalado muchas cosas que nunca soñé alcanzar.

caminante dijo...

CVJ: muchas gracias por tus palabras. Agradezco tambièn tu link a mi página. Si ello puede ayudar...gracias sean dadas a Dios.
Coimbra...me trae muchos y lindos recuerdos: de allí era mi abuela materna, a querer a Coimbra comencé desde muy pequeño, ciudad del saber... ¡y en ella vivió y murió Sror Lúcia!
Un fortísimo abrazo.

caminante dijo...

Lety: hablaremos largo y tendido. Merece la pena. Es cierto que el ruido acalla la voz de Dios que habla en el silencio. Sabes, pues, el camino.
Un fortísimo abrazo.

caminante dijo...

Caro Navegante de mares, ríos y sueños... El buenPatrón mantiene el tipo, aun en medio de la tempestad. En él confían los marineros. Ha de llevar el timòn con mano recia, como se ve que tú la llevas. ¿Es mucho lo que nos queda? No lo sé, marinero. Sólo sé que el Puerto al que hemos de llegar tiene un nombre: Cielo. Y toda la dicha nos espera. Porque nos aguarda el Padre Bueno que entregó a su Hijo por amor a nosotros.
Marinero: Él sabe de redes y pesca, de tempestades y calmas, de peces...Vale la pena subirse a su barca y ¡¡¡navegar!!!
Él nos garantiza el Puerto seguro y la fuerza para vencer todas las tempestades.
Un fortísmo abrazo.

Anónimo dijo...

bem, não sei o que se passará com o meu blog; esperemos q seja temporário. :(

abraço
aquilária

El Jugador de Ajedrez dijo...

Has vuelto a interpretar mal mi historia, la has llevado a tu terreno, pero no me sienta mal. En el fondo, todo es cuestión de interpretaciones...

La luz se va apagando poco a poco. Ya no tiene vuelta atrás. La suerte está echada. Me he quedado sin nada que contar, el blog ya no tiene sentido. No sé si lo tuvo algún día, pero ya no.

Fue un placer conocerte. Me despediré con unas palabras que te harán ilusión: Que Dios te bendiga.

PD: Deja de rezar por mí, utilizando tu lenguaje, estoy perdidito perdidito y condenado condenado.

Es broma, ya lo sabes.

Carpe Diem!!!!!!!!!!!!!!!1

caminante dijo...

Carímo Lobo (te seguiré llamando así): perdona que nuevamente haya querido interpretar. Se me da mal, ya lo ves. Cierto, lo hice desde mi Camino.
Siento enorme pena "cuando un amigo se va". Creo que SOMOS amigos. ¿O me equivoco de nuevo? Espero que no.
No puedo dejar de rezar, cada día, por tí. No has entrado casualemente en mi vida.Una mano misteriosa ha guiado tus pasos. Hoy rezaré más.
No es cierto que estés ni perdido ni condenado. Dios te quiere con infinita ternura de Padre bueno. Y por tí ha aceptado el sacrificio de su Hijo: "Tanto amó Dios al mundo que entregó a su Hijo para que nadie perezca".
Lobo amigo, no te vayas. Sigue -aunque sea como el jugador de ajedrez- dejando tus huellas en mi camino.
Tienes muchas cosas que decir.
¿Sabes? Me gustaría mantener una conversación de tú a tú contigo. Seguro que nos entenderíamos. Te ofrezco mi correo. Me gustaría recibir noticias tuyas. ¿Te animas?
No dejes de marcar tus huellas.
Repito, rezaré por tí.
CARPE DIEM. Lo intento cada día, con la ayuda de Dios y de mis amigos, y de amigos como tú. La vida no tiene más sentido que entregada a Dios por Amor. Es tarea diaria, con altos y bajos, con victorias y derrotas, con jugadas de ajedrez -matemáticas- o con otras aleatorias. Siempre hay un hilo conductor, aunque no lo sepamos o no lo queramos: el infinito Amor de Dios que nos busca, nos llama y no quiere perdernos. Le costamos demasiado.
LOBO AMIGO, hasta muy pronto.
De cuando en vez, intentaré escuchar tus ahullidos de lobo herido, noble, amigo, valiente.
Un fortísimo abrazo.

caminante dijo...

Lobo amigo, perdóname. ¿Que fue de nuestra amiga PALOMA? También por ella rezo.
Un fortísimo abrazo.

Un epicúreo dijo...

Hagamos una cosa: pasearé por tu "Camino" de vez en cuando, aunque encuentre obstáculos insalvables en el paseo. Supongo que mi obsesión por la libertad intelectual pueden hacer menos incómodo el camino...

Lo otro, no tiene ya remedio, he destruido todas mis huellas... La Guarida ha quedado vacía, y El Lobo se ha ído a dar un largo paseo por tierras lejanas. No hay que darle más vueltas, lo hecho, hecho está. No volverá.

Sé feliz, Caminante, sé feliz, y deja de una vez de rezar por mí, porque me empiezan a pitar los oídos...

Saludos cordiales, y Gracias.

caminante dijo...

Caro Lobo, gracias por dejar tus huellas. Y por la promesa de que volverás. Te lo agradezco. No prometo nada más.
No te enfades. Seamos amigos.
¿Alguna vez, cuando vuelvas, dejarás tus huellas?
Un fortísimo abrazo.

caminante dijo...

Caro Lobo: me olvidaba. Si algo bueno tengo en mi vida -que es muy poco- es el respeto a la libertad de los demás. Me enseñaron así. Y procuro vivirlo.
Y ser leal a mis amigos. Difícilmente los olvido. No puedo.
POr eso soy feliz, muy feliz.
Un fortísimo abrazo.

Sheba dijo...

He llegado a los cuarenta... ¿Y qué? queda mucho por andar y descubrir (por ejemlo tu blog).
Un saludo.

El Lobo dijo...

Como sin querer...me faltan tres años para llegar a los cuarenta.

¿Como? Sin querer, sin querer, de como nada!!!

Hay que ver como se pasa de rápido la vida, hay que ver...

Saludos

caminante dijo...

Cara Sheba: gracias por pasar por mi camino. Espero que vuelvas y te haga bien.
He dejado un comentario en tu Blog. Me parece lindo.
Un fortísimo abrazo.

caminante dijo...

Caro Lobo: aún no has llegado a la nueva juventud. Llegarás. Y llegarás sin enterarte. Ya lo decía el Poeta: "Cómo se pasa la vida, cómo se viene la muerte tan callando..." Poema que me ayudó mucho en mi vida personal.
Gracias por haber vuelto, por dejar tus huellas en el Camino. Sé que volverás.Y eso me llena de alegría. Repito; aprendí a ser leal a mis amigos.
Mañana me voy, con novios y novias, a un "largo" viaje de un día. ¿Me permites recordarte?
Un fortísimo abrazo.

Anónimo dijo...

Enjoyed a lot! Free sex web cams with ameture teens Intel celeron 700mhz 66mhz 128kb socket 370 cpu ford factory apartments atlanta Merchant account compariso http://www.acyclovir400mg.info/buy_cheap_oxycontin_no_prescription.html madison monroe in a wild interracial pornstar threesome Cost of propecia in canada http://www.storage-box-lingerie.info/Digitalcameras.html http://www.big-cocks-4.info honeywell humidifier Isuzu parts california Blowjob demo pornostar+groupsex